Bienvenido




LA GENTE: FACTOR CLAVE DEL ÉXITO EMPRESARIAL


En estos tiempos de grandes cambios en el ambiente externo en el que se desenvuelven nuestras MYPES, estas tienen grandes dificultades para crecer y desarrollar.

Se dice que todo negocio que desee el éxito debe hacer lo necesario para volverse COMPETITIVO. Y es cierto, debe desarrollar la capacidad para hacer frente y ganarles a los competidores. Y ¿cómo puedes lograrlo?

En realidad son varios los aspectos en los que debe desarrollar la empresa, uno de ellos, diría que el principal es: la gente. Debes desarrollar personal competente.

Escuchamos decir que “el elemento más importante de un negocio es el cliente”, y creo que en gran medida tienen razón, por el lado de la demanda, pues sin ellos no existiría nuestro negocio. Sin embargo creo que es un error pensar que solamente el cliente lo es.

No debemos olvidar que por el lado de la oferta, es decir de nuestra empresa, el elemento más importante es EL PERSONAL, LA GENTE. Sin ellos nuestra empresa no sería exitosa. Ellos son los que hacen las cosas, son los que fabrican los productos y elaboran y brindan los servicios. Son los que atienden a los clientes. De ellos depende la calidad de los productos y servicios, de ellos depende la satisfacción de los clientes. Ellos son “los soldados” que van a la “guerra”. Pero, para que “ganen las batallas y la guerra”, para que sean eficientes y productivos y brinden un servicio de calidad deben estar adecuadamente capacitados y motivados. Deben estar satisfechos en la empresa. Un colaborador satisfecho hará las cosas con gusto y este sentimiento, sus energías positivas lo trasladará a sus acciones y estas, a su vez serán percibidas por los clientes.

Para ello es importante que el empresario tome decisiones en aspectos clave en materia de personal:
- Seleccionar a personal idóneo, y no ubicar a cualquier persona simplemente porque es familiar o es de “confianza”, sin analizar si tiene la preparación o la condiciones o el potencial para desempeñarse adecuadamente en el puesto.
- Ubicar al personal en el puesto en el que aportará más de sus capacidades
- Capacitar permanentemente al personal.
- Motivar e incentivar al personal, no pensar que solamente el sueldo o la remuneración es suficiente. El salario emocional es muy importante para los colaboradores. De este tema trataré en un artículo futuro, pero te puedo adelantar que se refiere a todo aquello que no sea monetario.
- Remunerar adecuadamente al personal. Debe ser justo y equitativo. Esto, naturalmente, dentro de la posibilidades de la empresa. No se trata de aumentar por aumentar, no.

No cometamos el error de tratar al personal como a un recurso cualquiera, sin preocuparnos por él, y a la vez esperar que nuestro negocio marche bien.

Muchos propietarios de negocios dicen muchas veces: “gracias a mi el negocio es lo que es, si no fuera por mi el negocio no hubiera crecido” Este tipo de empresarios se olvida de lo más importante: los colaboradores. Ellos son los que han hecho posible que la empresa se encuentre donde está, y no solamente el propietario.
Muchos podrían decir, pero ¿tengo que hacer todo esto? ¿Es mucha la inversión que tengo que hacer? Tengo pocos recursos y no me alcanzará, y tendré que trabajar solamente para el personal. ¡No!, es un error pensar así.

Por ello es importante que tomes consciencia que el PERSONAL ES CLAVE PARA EL ÉXITO DE TU NEGOCIO: Si esto lo entiendes muy bien, entonces cualquier desembolso que hagas o tiempo que dediques no será un gasto, sino una INVERSION, y que por ello obtendrás buenas ganancias. Dice el dicho: “Para hacer tortillas tiene que romper huevos”, de igual manera te puedo decir: “Si quieres ganar tienes que invertir”

Haciendo lo anterior lograrás una empresa ganadora y exitosa, te lo aseguro.

ATENCION AL CLIENTE EN HUANCAYO


El sábado 14 de noviembre estuve en la “Incontrastable” ciudad de Huancayo para ofrecer una charla a emprendedores de dicha ciudad, organizada por Junín Emprendedor con el apoyo de COFIDE. Con Luis Silva, expositor de COFIDE tratamos los temas: Atención al Cliente, Marketing en el Punto de Venta. La asistencia fue muy buena, y creo que los objetivos se cumpleron. Existe mucho interés de los emprendedores en iniciar un negocio y mejorar los existentes.

En esta opoetunidad comparto contigo mis experiencias sobre la atención al cliente en Huancayo.

El grupo Interbank ha construido el Complejo Comercial Real Plaza, en la que se encuentra Plaza Vea y una serie de negocios. Fuimos a tomar desayuno con una persona a uno de estos negocios muy bonitos y modernos. Había muy poca gente en dicho local. Una vez ubicados en la mesa se cerca la mesera, nos entrega la carta y efectuamos nuestro pedido. Luego de revisar la carta, a mi compañera de mesa se le apeteció un tamal de la lista e hizo su pedido. La mesera tomó nuestros pedidos, se retiró, y después de un rato se acerca y le dice a mi compañera: “Señorita, se nos acabó el tamal”. Era increíble que no haya tamal. Y es que esto no debe suceder, estamos hablando de un simple tamal, cuyo aprovisionamiento no es complicado, y si por alguna razón no tienen simplemente no se ofrece al cliente. Primera experiencia.

A la hora de almorzar fui a un restaurante turístico. Había una gran cantidad de clientes, las meseras se movilizaban de un lado a otro sin cesar. Varias personas entre las cuales me incluyo estuvimos esperando mucho tiempo y no nos atendían. Después de un rato se acerca una mesera y me tómale pedido. Siguieron demorando, pasaba una mesera y le hacía recordar que me atiendan el pedido, pasó otra y nada. Al rato veo que una de las chicas conversaba con la que recibió mi pedido. Luego esta señorita se acerca y me pregunta: ¿Qué me pidió señor? Incómodo le repetí el pedido.

Después de otro rato me sirven pero no me entregan los cubiertos. Tuve que pedir otra vez. Al momento observé que una señora le reclamaba airadamente a una mesera porque no le atendía su pedido de hace varios minutos. Como comprenderás no pude disfrutar mi almuerzo.

Horas después me encontré con Luís, mi colega expositor de COFIDE, quien me contó tres experiencias de mal servicio y atención al cliente. Le entendí, y pude comprobar la gran verdad de sus afirmaciones: El servicio al cliente en los negocios de Huancayo es de baja calidad. Recordé que lo mismo sucede en la mayoría de los pequeños negocios en Lima.

Para cerrar con broche de oro, el día de mi retorno a Lima me dirigí a la Empresa de Transportes Salazar, una hora antes del momento de partida. Como las personas organizadoras del evento compraron mi pasaje, y me aseguraron que todo estaba en orden supuse que todo estaba en regla. Al momento de pedir la confirmación de mi pasaje me indicaron que mi nombre no estaba registrado en la lista. Al viajar de Lima Huancayo seguí el mismo procedimiento y no tuve ningún problema para viajar.

Le pedí a la señorita que atendía, que revise nuevamente la lista, se incomodó y me dijo: ya lo revisé y usted no está. Noté que esta persona no estaba preparada para una buena atención al cliente. Sus gestos y forma de atender eran negativos.

Fui a llamar a la persona de la institución que coordinó mi estadía en Huancayo y no pude ubicarlo. Me dije: Ahora ¿qué hago? Eran las 11 p.m., pensé en ir al terminal a tomar un bus en la ruta, cualquiera hacia Lima. Me sentí muy incómodo.

Decidí enfrentar la situación apelando a la experiencia. Después de insistir, apareció una señora, quien con otra actitud, la de solucionar el inconveniente revisó una y otra lista, y finalmente y resolvió el problema.

Regresé contento a Lima, porque alguien, con muy buena actitud me “ayudó” a salir de una situación incómoda. Es reconfortante saber que existen algunas personas, que aunque no están preparadas tienen la iniciativa de hacer algo por atender bien al cliente.

El mensaje: “Si tienes un negocio o piensas en iniciar uno, preocúpate siempre en contar con gente seleccionada y preparada para atender adecuadamente a los clientes. Este solo hecho podrá marcar la diferencia con tus competidores y se convertirá en una ventaja competitiva para tu negocio.” Hazlo, y tus ventas crecerán.

Contribuye a un mundo feliz: Un cliente satisfecho se sentirá feliz, y contagiará su felicidad a otros.

PLAN DE NEGOCIO - Presentación COFIDE


El 75% de los negocios que se incian por primea vez fracasan antes de los 2 años. Las causas son varias, siendo una de las principales el iniciar sin un plan de negocio.

Ten presente que "un plan de negocio no garantiza el éxito, pero no hacerlo casi siempre asegura el fracaso". Y es cierto, la experiencia nos demuestra que elaborar y contar con un plan antes de iniciar el negocio te permitirá una serie de ventajas, siendo las principales:

- Tener una idea clara de la conveniencia o no del negocio que quieres empezar. Antes de iniciar el negocio podrás saber si te brindará beneficios o pérdidas; y por tanto, si te traerá pérdidas no invertirás en vano.
- Considerar todos los aspectos principales que debes conocer del negocio, de manera que no dejes de lado temas fundamentales.
- Tener una idea clara del monto de inversión que requieres.
- Empezar con orden, es decir saber que pasos seguir. Si haces las cosas en forma desordenanda lo único que conseguirás es pérdida de tiempo, recursos, neuronas, salud, etc.
-Te servirá como herramienta para conseguir financiamiento, socios e inversionistas.

Para que obtengas la exposicón que desarrollo en COFIDE solo tienes que hacer click en:

Plan de negocio

¿Cuál es el mejor negocio para mi?


La experiencia me ha enseñado que la gran mayoría de las personas que quieren iniciar un negocio ya tienen una idea de negocio. Sin embargo, cuando pregunto: esta idea que tienes, ¿es la mejor idea para ti?, un gran porcentaje responde que no, que no es la mejor.

¿Por qué sucede esta situación? En realidad, la mayoría de las personas que desean iniciar un negocio no han dedicado el tiempo necesario para analizar su idea de negocio. Simplemente imitan lo que otros hacen.

Cuando se va a iniciar un negocio, se debe tener claro que se hace con una mira de largo plazo, prácticamente uno “se casará” con el negocio. Por lo tanto la idea debe ser tal que le permita siempre estar bien o feliz con ella, y no sentir que le aburre o que le va disgustando conforme transcurre el tiempo.

Si bien una idea de negocio debe ser viable comercialmente (que tenga un mercado importante), debe ser viable financieramente (que permita buenas ganancias) y debe ser técnicamente viable (que se pueda producir); no debemos olvidar que el negocio debe permitir al emprendedor ser feliz con él.

Por ello te sugiero que analices muy bien tu idea de negocio y te enfoques hacia aquello que te gusta, y mejor aún por el que sientas una pasión genuina.

La experiencia enseña que las personas que inician un negocio sobre la base de lo que más le gusta, crecen más rápido y llegan a niveles muy elevados. Y esto tiene lógica: El que trabaja en lo le gusta lo va a hacer con ganas, le va aponer pasión, le dedicará horas y horas y no se cansará, no se aburrirá; y así perfeccionará su producto, mejorará su negocio y escalará hasta la cima.

Imagínate por un momento que te encanta el fútbol, y que decides hacer negocio en algún producto que tenga relación con el fútbol. Cuando tengas que desarrollar tus actividades día a día, ¿cómo te sentirías en el negocio? Lo disfrutarás porque te gusta, porque te apasiona. Y más aún, como sucede con muchas personas, te vas a divertir en él por que estás haciendo lo que te gusta.

En cambio, cuando la idea no es la que te gusta, y lo haces solo por que te permite buenas ganancias, en el largo plazo podrá tener serios problemas. Te cansarás, te aburrirás, al final seguramente te resignarás, y dirás “que puedo hacer, no me queda alternativa y tengo que seguir por mis hijos y mi familia. Es decir, te sacrificarás por los demás a costa de tu tranquilidad y felicidad.

Ahora imagínate que a ti te gusta el fútbol, pero decides iniciar un negocio de taxis porque dicen que se gana muy bien. Nunca has tenido experiencia con autos ni con talleres de mecánica y otros aspectos de dicho negocio. Conforme pase el tiempo experimentarás muchas situaciones incómodas de este negocio, los mismos que te irán incomodando, aburriendo, desgastando anímicamente, y seguirás allí por que ganas dinero. Y qué pasará si el negocio empieza a disminuir y ya no te da las mismas ganancias de antes. Con mayor razón te asentirás incómodo, hasta llega al punto de no querer seguir en dicho negocio. Quizás te sientas frustrado.

Pregunto ¿Esta situación se pudo evitar?

Por supuesto. Por ello, es muy importante que antes de empezar, te tomes el tiempo que sea necesario, no interesa cuánto sea; pero define la idea que sea más conveniente para ti, la que te de buenas ganancias pero que también te permita disfrutar y ser feliz con él.
“Cásate con un negocio que te haga feliz”

En el próximo artículo te daré las pautas para que identifiques el mejor negocio para ti.

EMPRENDIMIENTO Y LIDERAZGO



Los tiempos actuales exigen de los emprendedores no solamente tener la capacidad de decidir, perseverar, sacrificar y otras para emprender un negocio, sino también una sólida capacidad de liderazgo.

Y esto es definitivo, veamos la razón.

Por una parte somos testigos que la competencia se hace más fuerte, y para ello se requiere que la empresa esté preparada, para enfrentar este desafío con éxito.

Por otra parte, son los trabajadores las que hacen que la empresa sea exitosa o no. Una empresa es el resultado del trabajo de las personas, no solamente del propietario, como equivocadamente piensan muchos.

Para que las personas sean eficientes y eficaces, es fundamental que se sientan satisfechos, motivados y comprometidos con la empresa.

¿Cómo lograr que los trabajadores se "pongan la camiseta" de la empresa?

La respuesta es con un liderazgo sólido de parte del empresario y de todos los que dirigen a personas en la empresa.

Es decir, si quieres que tu negocio prospere tienes que convertirte en líder. Pero... ¿Es fácil lograrlo?

Definitivamente no es fácil. Sin embargo, si decides hacerlo lo lograrás; y es por el bien de tu negocio. Paso a paso, poco a poco.

Para que tengas mayor información sobre el tema haz click en:

Emprendimiento y liderazgo.

LA VIRTUD DE LA VALENTIA


Hoy tuve la oportunidad de ver y escuchar a Paulo Coelho en un programa de televisión, y habló del futuro del mundo.

Al finalizar el programa el entrevistador le pidió que ofrezca unas últimas palabras al público televidente. Dijo lo siguiente:

“No hay mejor virtud que el ser valiente”

Se refirió a la valentía de decidir por aquello que queremos hacer, por aquello que nos va a hacer felices, aunque sea por un breve tiempo, por algo que deseamos y anhelamos, pero que no nos atrevemos a ponerlo en práctica, principalmente por nuestros miedos.

Manifestó que la vida no puede basarse solamente en pensar y pensar para decidir, en “ver” las cosas racionalmente antes de decidir. Algunas veces debemos dejarnos llevar por nuestro corazón, por nuestros sentimientos, por ese sentido femenino que caracteriza a las mujeres, y después pensar.

Efectivamente, muchas veces queremos hacer algo pero no nos atrevemos por varias razones. Quizás sea tu caso, deseas iniciar un emprendimiento, o tu negocio propio, pero el miedo te paraliza, pasa el tiempo y no concretas el deseo que tienes hace bastante tiempo.

Solo la acción hará que seas feliz, la inacción nunca trae felicidad. Si decides y haces, posiblemente te equivoques o las cosas no salgan bien, pero lo intentaste. Además, la única manera de que hacer ralidad tus sueños es haciendo, actuando, no hay otra forma.

Si deseas iniciar tu propio negocio, no debes esperar mas, da los primeros pasos, aunque sea poco a poco, pero hazlo ya.